La canción “Hay Secretos” ayudó a destapar un caso de abuso sexual infantil

En los últimos días se tomó conocimiento de un aberrante hecho de abuso sexual contra una menor, el cual fue descubierto gracias a una canción infantil de la banda “Canticuénticos”.

El hecho ocurrió en la localidad de Zapala, provincia de Neuquén, pero tomó repercusión a nivel nacional. Allí una pequeña de siete años, se animó a confesarle a su familia haber sido víctima de aberrantes abusos por parte de un vecino.

Todo comenzó con el tema musical ‘Hay Secretos’, en el cual la banda detalla sobre “secretos livianitos que te llevan a volar” y los “secretos tan pesados que no dejan respirar”. El tema fue enseñado por un maestro en el marco de las actividades de la ESI (Educación Sexual Integral). Allí, una alumna a su vez, se la enseñó a su pequeña hermana, quien al lograr comprender la letra, reconoció haber sufrido los abusos por parte de un vecino.

Gonzalo Carmelé, integrante de la banda infantil ‘Canticuénticos’, destacó que “es importante poder acompañar la niñez en los momentos lindos y en los juegos, pero también poder acompañar en los momentos más difíciles y complicados”. Asimismo, indicó que “el caso de Zapala tomó una trascendencia muy grande y tiene una carga muy especial porque la Jueza hizo sonar en la audiencia la canción y la historia es muy movilizante”.

Por otro lado, aclaró que “la canción viene logrando destrabar situaciones desde hace un tiempo a esta parte, sobre todo desde que salió el video, que le dio más relevancia y fue más utilizada en diferentes lugares”. Aseguró que las personas se comunican con los integrantes de la banda infantil, relatando situaciones que han logrado descubrir gracias a la canción, situación que les llena de gratificación. “Nos han llegado un montón de historias muy conmovedoras de personas a las que la canción las ha ayudado a poder hablar, a ponerle palabras a una situación horrible y sacar un secreto que les estaba pesando y haciendo mal. Poder identificarlo es una idea que persigue la canción” expresó.

La letra y música fue compuesta por Ruth Hillar, una de los miembros y flautista del grupo. Cabe destacar que la misma surgió a raíz de una conversación que mantuvo Hillar con una trabajadora social de Paraná, quien le solicitó un material de este tipo para poder trabajar con los niños.

Remarcó que “es fundamental poder darle las herramientas a niños y niñas para poder identificar una situación riesgosa o de abuso y es importante la presencia de la ESI en esta sociedad, para radicar este tipo de situaciones y ayudar y empoderar a los pequeños”.

El caso

Los hechos de abuso se cometieron entre 2018 y 2019. Según indicaron las víctimas, el agresor se acercaba ofreciendo caramelos y a cambio pedía que lo besaran o lo tocaran. Luego de salir a la luz el hecho por el cual trascendió la canción, se constataron otros tres casos del mismo barrio. El pasado 10 de marzo, la Jueza de Zapala resolvió condenar al acusado por el abuso de los menores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: